El clásico distópico de Radiohead

Una edición de lujo de Kid A y Amnesiac nos recuerda por qué es la banda sonora de nuestros tiempo
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Mark Metcalfe/Getty

Radiohead

Kid A Mnesia

Hay algunas cosas que no se resisten al paso del tiempo. Por siglos, la raza humana creyó que el Sol giraba alrededor de la Tierra, y lo superamos. La gente pensaba que los tomates nos hacían daño y que las sanguijuelas ofrecían atención médica de calidad. Y cuando Radiohead estrenó Amnesiac en 2001, muchos fans pensaron que era infinitamente mejor que Kid A; más rockero, con mejores temas y un rango más amplio. Mataron dos pájaros de un tiro: la banda hizo dos obras de arte de rock espacial en las mismas sesiones y guardó lo mejor para la secuela.

Con los años, la leyenda de Kid A ha seguido creciendo, convirtiéndose en el clásico más emblemático  
de la banda. Pero, extrañamente y para disgusto de los fans más devotos del álbum, Amnesiac ha sido poco apreciado, por lo que ya es tiempo de una revaloración. Radiohead reexaminó estas sesiones en Kid A Mnesia, una colección impresionante que muestra a los álbumes como mitades iguales de una sola declaración. La recopilación cuenta una historia increíble en tres discos, los dos originales más Kid Amnesiae, una colección de temas inéditos, lados B y experimentos que jamás vieron la luz. Es el sonido de unos genios corriendo como locos por el estudio, dispuestos a hacer cualquier cosa. ¿El resultado? Dos clásicos llenos de música brillante.

La premisa era simple: estrellas de rock con un éxito enorme deciden romperlo todo y comenzar de cero, cambiando sus guitarras por sintetizadores que todavía no saben usar. Kid Amnesiae tiene joyas inéditas como ‘If You Say the Word’, que fue descartada por Jonny Greenwood por ser “muy elegante”; y ‘Follow Me Around’, una favorita de culto, es una despedida acústica que se remonta a las sesiones de OK Computer con Thom Yorke burlándose: “Nos vemos cuando regrese”. Es difícil imaginar que otra banda deje pasar canciones así de buenas.

Ilustración por Edward Kinsella III

‘Pulk/Pull (True Love Waits Version)’ es una versión electro glitch de una de las canciones más queridas de la banda, y aunque no tuvo un lanzamiento oficial hasta que la revivieron en 2016 para A Moon Shaped Pool, debieron haber lanzado esta. Hay versiones retocadas de lados B incluyendo ‘Fast Track’ y ‘Fog’, y tiene ecos de los álbumes originales (los glissandos de arpa en ‘Motion Picture Soundtrack’ y las cuerdas de ‘How to Disappear Completely’), como fragmentos de una pesadilla que no puedes olvidar.

Todo el proyecto de Kid A Mnesia prometía ser un desastre comercial, pero estos álbumes tuvieron un éxito gigantesco, hasta se podrían llamar éxitos del pop. Kid A debutó en el Número Uno en octubre de 2000, y resultó ser la banda sonora perfecta para el final distópico del “Y2K” en el cambio de milenio, cuando la Corte Suprema de los Estados Unidos impidió que Florida contara los votos y le dio la presidencia a Bush, quien había perdido las elecciones. Era el comienzo de un nuevo siglo lleno de desastres. Kid A Mnesia no es solo un monumento al material más intrépido y audaz de Radiohead, sino un tributo al hecho de mantener vivas las llamas de la creatividad, incluso en los momentos más helados.