Los cinco mejores momentos del Live Aid (y el peor)

El macroespectáculo para ayudar a África, organizado por Bob Geldof, cumplió ayer 26 años. De la resurrección de Queen a la decepción de Bob Dylan y Keith Richards, recordamos algunas actuaciones míticas. Por ‘Rolling Stone’
Por - 14 de julio de 2011
-
-
-
Imagen principal de la noticia

Quizá el Live Aid no funcionó tan bien como se esperaba en lo económico (se rumoreó que parte del dinero que se recaudó para erradicar el hambre en Etiopía y en otras partes de África no llegó al destino correcto), pero en lo musical el invento de Bob Geldof, que organizó dos conciertos (uno en Wembley, Londres, Inglaterra; otro en el estadio JFK, de Filadelfia, EE UU), nos dejó actuaciones históricas. Ayer se cumplieron 26 años del mítico concierto (que se celebró el 13 de julio de 1985) y por eso echamos la vista atrás para volver a ver cinco de los muchos buenos momentos que hubo ese día y una pequeña pero dolorosa decepción.  

 

- Status Quo. Un comienzo de escándalo
No podía empezar mejor el festival que con el rock and roll festivo de Status Quo. Los británicos abrieron el concierto con este Rockin’ all over the world (empalmada con Caroline) que hizo al público temblar al pensar lo que le esperaba aquella noche. Ver a los Status, a la luz de día, haciendo botar a miles de personas eriza el vello, amigos.
 





- Queen. El huracán descontrolado
Su actuación duró sólo 20 minutos, pero es una de las más recordadas y supuso el renacimiento del grupo inglés. Queen venía de publicar su disco The works, que tuvo unas críticas favorables. Y Freddie, chico listo, no quería desaprovechar la ocasión: sabía que miles de personas estarían viendo el concierto y salió a escena como un huracán descontrolado. Además, su imagen de ese día, con camiseta sin mangas, brazalete de pinchos y unos ajustadísimos vaqueros, se ha convertido con el tiempo en icónica. Mirad qué pasada:
 





-
U2. La consagración
Este concierto los hizo grandes definitivamente. Los irlandeses acababan de publicar The unforgettable fire y con su actuación dejaron claro quién iba a poner las reglas en el rock en los próximos años. Gran relevo generacional. Lo único malo (también os habréis dado cuenta), fue el peinado a lo mullet de Bono. Nadie es perfecto. Su interpretación de Sunday bloody sunday es colosal. Años después, en Live 8, la segunda parte del Live Aid, U2 tocó con Paul McCartney.

 




  
- George Thorogood. La máquina del blues
Es uno de los blancos que mejor tocan blues. Aún así, George Thorogood se llevó como invitado a un titán negro: Albert Collins, el maestro de la Telecaster. Mirad la que liaron y fijaos cómo toca la guitarra slide el animal de George:
 




 

- Led Zeppelin. En pie y aplaudan
Sin duda, fue la gran reunión del festival. Cuando Jimmy Page cogió la guitarra de dos mástiles y se arrancó con los primeros acordes de Stairway to heaven el público no se lo podía creer. La interpretación es apoteósica, a pesar de esas vestimentas tan horteramente ochenteras y de que uno de los baterías (¡hay dos!) sea el blando de Phil Collins.


- Bob, Keith y Ron. La gran decepción
No fue desastrosa, pero sí una actuación decepcionante para muchos. Menuda alineación: Bob Dylan, Keith Richards y Ron Wood. Los tres salieron al escenario de Filadelfia, en EE UU, pero su interpretación fue sólo un espejismo de lo que puso haber sido. Las guitarras se oyen poco y Keith estaba más pendiente de sus movimientos rockeros que de la música. Una pena. Lo podéis comprobar aquí:
 




DISCOS RELACIONADOS
4 Comentarios
  1. #01 antoniof 14 de julio de 2011 - 21:31

    Desde luego que poquito informados estais de lo que fue Live Aid, al poner como grande la actuación de Led Zappelin (o lo que era en ese momento) habeis metido la pata hasta el fondo, buscar en la red porqué esa actuación no ha sido editada nunca en dvd ..yo no lo os voy a contar que los peridostas musicales sois vosotros y para eso os pagan..

    Otra cosa, ya es la segunda vez que leo criticas sin fundamento hacia Phil Collins…lo mismo, leer el papel que tuvo en Live Aid participando en los dos conciertos Concorde por medio.

    Vaya articulo, mas flojo y mal documentado…

  2. #02 Slowhand 15 de julio de 2011 - 13:48

    antoniof
    14.07.2011 | 21:31

    Sí señor

    Salu2.

  3. #03 Joselete 16 de julio de 2011 - 21:57

    No se que tiene de malo que Phil Collins toque la bateria, siendo uno de los baterias más innovadores que ha habido en el siglo XX. Vamos, que no teneis ni puta idea de musica, esto parece mas una revista de moda y peinados. Payasos que sois todos. Ni puta idea de musica, repito.

  4. #04 Trybreakme 5 de diciembre de 2011 - 22:49

    Status Quo no es rock festivo, es boogie rock. Y si esa miniactuación os parece buena es que no los habéis visto en vuestra puta vida. Escuchad “4500 Times” en cualquier directo de los 70-80 y luego me contáis.

    Y Phil Collins es un gran músico, no tenéis ni puta idea. Led Zeppelin ya no era nada entonces.

    Parece mentira vuestra ignorancia.

Escribir comentario

Debes iniciar sesión para comentar en Rolling Stone

Si no tienes cuenta, puedes crearla en apenas unos segundos.

También puedes iniciar sesión mediante: